Indonesia: Maumere

El otro día vivimos una noche especial. Nuestro chófer Hendrik nos invito a cenar en su casa con su familia. Celebraban el primer cumpleaños de su nieto, y acudía toda la familia y vecinos. Al llegar saludamos a todo el mundo y nos sentaron en la sala donde había unos diez o quince niños, que nos cantaron varias canciones. Estaban encantados con nosotros y nos hicimos bastantes fotos con ellos. Para cenar nos prepararon un pescado a la plancha que estaba buenísimo! De lo mejor que he comido en bastante tiempo; estaba muy sabroso y bien cocinado. Cenamos rodeados de los niños y hablando con la hija de Hendrik que se defendía bastante bien en inglés y tenía una conversación interesante. Aprendimos un poco sobre sus vidas. Luego apareció un grupo de hombres, que se sentaron en el suelo, y con una especie de guitarra local y una botella de vidrio vacía con una cuchara metida empezaron a cantar varias canciones locales. Una niña empezó a bailar, y al poco ya nos habíamos unido mis amigas colombianas y yo, Hendrik, y otro chico que hablaba inglés (casi el único). Nos hicimos bastantes fotos, casi más los niños a nosotros que nosotros a ellos… Para ellos también fue algo especial, no están muy acostumbrados a ver extranjeros.
Todos lo pasamos en grande, pero sobretodo los niños. Algunos hasta lloraron cuando nos fuimos…

OLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *